Digámosle NO al fuego

6 Septiembre, 2009. Archivado en categoría:

Durante la temporada de otoño e invierno, época que en nuestra zona es bastante larga, aumenta el riesgo de que se produzcan incendios en las viviendas. Ello, porque se incrementa el uso de calentadores, calefactores, cocinas y otros artefactos con diversos sistemas de energía para su funcionamiento.

2ªCompañía de Bomberos de Hornopirén, Comandante Francisco Negrón

Por eso es que anualmente la 2da Compañía de Bomberos de Hornopirén realiza una campaña para evitar que más casas terminen consumidas por el fuego, algo que lamentablemente, y pese a las advertencias, se repite una y otra vez.

Por lo mismo, nunca está demás darle un repaso a los consejos que los bomberos nos dan. En cuanto a la calefacción, ésta debe estar en un lugar fijo. Las combustiones lentas y las cocinas a leña sólo se deben prender con papel y astillas: los líquidos inflamables son riesgosos porque se evaporan fácilmente. Se recomienda limpiar la combustión lenta cada 15 días, las estufas y otros cada 20. Además de evitar siniestros, esto prolonga la vida útil de los equipos.

Siempre hay que tener: un extintor de incendios de polvo químico multipropósito A-B-C, guantes de cuero, tenazas metálicas y un recipiente metálico para transportar leños en combustión. Se debe mantener alejado de las estufas y/o cocinas todo material combustible (ropa, cartón, leña, etc.), y el fuego se debe conservar moderado y sólo cuando hay personas en el hogar.

Si los caños se inflaman, inmediatamente dé aviso a bomberos (a través de Carabineros, a los teléfonos 133 y 765277), usando guantes retire los leños en combustión, remueva la tapa de separación de hollín ubicada en el extremo inferior del ducto y lance por ahí un chorro de polvo químico con su extintor (si no posee, vierta por la parte superior del ducto un par de kilos de sal). Deje enfriar y limpie la instalación antes de volverla a ocupar.

Otros consejos de la 2da Compañía de Bomberos de Hornopirén son:

-Desenchufar la plancha cuando no se la está ocupando.

-No usar ropa con manga ancha cuando se cocina.

-Si se enciende el aceite del sartén, apagar la llama con la tapa de una olla o con un paño húmedo, nunca con agua.

-Evitar las corrientes de aire cuando se utiliza un artefacto a gas (la llama se puede apagar, pero sigue saliendo gas, lo que es muy peligroso).

-Ante la sospecha de una fuga de gas, no encender la luz ni usar un encendedor.

-Cerrar la llave de paso del gas al ausentarse del hogar.

-Revisar frecuentemente las instalaciones eléctricas y de gas.

-No sobrecargar la instalación eléctrica.

-No manipular aparatos eléctricos con el suelo mojado o con manos mojadas.

-Nunca utilizar agua para apagar un fuego eléctrico (se debe cortar inmediatamente el suministro eléctrico).

-No manipular aerosoles o líquidos inflamables cerca de una fuente de calor.

-No fumar en la cama. Hacerlo en lugares abiertos (patio, calle), dejando las colillas en ceniceros y nunca en basureros o papeleros.

-No permitir que niños y niñas jueguen con fósforos o encendedores.

-En caso de incendio, actuar con calma.

-Mantener una manguera conectada de jardín.

-Conservar las salidas libres de obstáculos y la casa ordenada, porque de lo contrario se facilita el inicio de los fuegos.

-Preocuparse de los niños, adultos mayores y minusválidos al evacuar.

Comentarios de los usuarios